Defensa Del Deudor, S. C.

Cobranza ilegal

condusef-cobranza
La mala cobranza es un delito

Se entiende por cobranza ilegal al uso de violencia verbal o intimidatoria, ejercida personalmente o a través de cualquier otro medio, para requerir el pago de una deuda vencida. De igual forma, enviar escritos que aparentan ser “procesos judiciales” cuando no lo sean, exponer datos personales públicamente o mentirle al deudor parea hacer que pague una deuda.
Por lo general son los cobradores que trabajan para los despachos de cobranza los que incurren en este tipo de conductas ilegales, y -en este caso-  serían cuatro las causas de reclamación por mala cobranza las que pueden ser consideradas como delito:

  1. Amenaza, ofende o intimida al deudor, familiares, compañeros de trabajo o cualquier otra persona que no tenga relación con la deuda.
  2. Envía documentos que aparenten ser escritos judiciales u ostentarse como representantes de algún órgano jurisdiccional o autoridad.
  3. Gestión de Cobranza con maltrato.
  4. Utiliza nombre o denominación que se asemeja a una institución pública.

 

Las sanciones

• Se sancionará con de uno a cuatro años de prisión y multa de cincuenta mil a trecientos mil pesos a quien lleve a cabo la actividad de cobranza extrajudicial ilegal.

• Si se utilizan documentos o sellos falsos, la pena y la sanción económica aumentarán en un 50% de la sanción original.

No toda la cobranza es ilegal

• No se considerará como intimidación ilícita informar al deudor acerca de aquellas consecuencias posibles y jurídicamente válidas de impago o el iniciar acciones legales contra el deudor, aval, obligado solidario o cualquier tercero relacionado a esto, cuando sea legalmente posible.

• La Organización Nacional de la Defensa Del Deudor, SC brindará información y asesoría a los usuarios que presenten reclamaciones ante el Registro de Despachos de Cobranza (REDECO).

• El REDECO te permite como usuario, presentar una queja ante las malas prácticas de cobro, las cuales están clasificadas en 22 causas de reclamación.

• Recuerda que la cobranza extrajudicial ilegal es un delito, por lo que si eres víctima de amenazas, te intimidan por teléfono o por escrito, puedes acudir a las oficinas de la CONDUSEF en donde además de presentar tú queja a través del REDECO, recibirás asesoría jurídica para que puedas denunciar los hechos ante la PGR.

• Para cualquier duda o consulta adicional, comunícate al  01 55 5594 5514 o al 5594 5453 o bien, visita nuestra página de internet  http://www.defensadeldeudor.org

• Para más información sobre éste y cualquier otro tema relacionado con tus finanzas, síguenos en Twitter: @DefensaDlDeudor y Facebook: Defensadeldeudor.sc

Fuente: Código Penal Federal y CONDUSEF

Respuestas Inteligentes a Amenazas Absurdas V 2.0 (de cobradores)

celulares1

Respuestas Inteligentes a Amenazas Absurdas (de cobradores)

Con esta sencilla guía de respuestas totalmente apegadas a derecho y por ende, a la realidad, podrás parar “en seco” a cualquier cobrador que trate de intimidarte con argumentos absurdos, leyes inventadas y/o mal aplicadas y demás amenazas creadas por mentes sin imaginación (ni conocimiento fundamental de leyes).

Esta guía se puede aplicar tanto para responder a las amenazas que te hacen vía telefónica, como para las que mandan por correo o dejan en tu domicilio por otros medios. Debes recordar que no porque venga escrito algo en un papel membretado, es un proceso judicial real.

Recuerda que: Todo documento judicial tiene que ser entregado por un representante de la autoridad competente y, en el caso de las deudas, este sería un ACTUARIO o bien un EJECUTOR plenamente identificados como enviados del juzgado correspondiente.

Recuerda que: TODO (absolutamente todo) lo que sea entregado por: un cobrador, un abogado, un licenciado o por el mismo dueño del banco CARECE por completo de valor judicial alguno.

Aquí están pues, las amenazas más comunes utilizadas por los malos cobradores y las respuestas inteligentes a estas (en primera persona). 

(si tienes una amenaza nueva, no dudes por favor en postearla aquí para añadir su respuesta inteligente en esta lista):

1.- Amenaza Absurda: ¡Le vamos a hacer un arraigo vecinal!

Respuesta Inteligente: Este es un término que NADA tiene que ver con el asunto de las deudas, toda vez que el arraigo vecinal figura únicamente en el concepto de la mayor o menor integración de una persona o familia en la vida social de una comunidad de vecinos. NO quiere decir que me vaya a “arraigar con el vecino” ni a mis bienes en absoluto.

2.- AA: ¡Le vamos a hacer dictaminación de bienes!

RI: Esta dictaminación se daría sí y solo sí ya hubiera sido demandado conforme a derecho (Clic aquí) o bien, hubiera dado inicio a una jurisdicción voluntaria y, mediante cualquiera de estos dos recursos legales, yo mismo ofrecer bienes muebles o inmuebles para pagar mi deuda. Solo entonces el acreedor podría iniciar una dictaminación de bienes para valuar y seleccionar lo que mejor convenga a sus intereses. No es algo que se pueda dar unilateralmente y sin que exista un proceso legal previo.

3.- AA: ¡Lo vamos a meter a la cárcel!

RI: El artículo 17 de la constitución política de los estados unidos mexicanos dice claramente que nadie puede ser aprisionado por deudas de carácter puramente civil como las que tengo con bancos, financieras, mueblerías, tiendas departamentales y/o prestamistas particulares. Así las cosas; es imposible que vaya a la cárcel por mis deudas.

4.- AA: Le vamos a poner negativa de pago.

RI: En ningún momento me estoy negando a pagar. Simple y sencillamente en este momento me es imposible hacerlo debido a mi situación económica adversa, pero en cuanto me estabilice pagare sin duda.

5.- AA: Le hablamos del juzgado X para avisarle que ya tiene una demanda.

RI: El artículo 16 constitucional dice claramente que nadie puede ser molestado en su persona, familia, domicilio, papeles o posesiones, sino en virtud de mandamiento escrito de la autoridad competente, que funde y motive la causa legal del procedimiento. O sea que no me puedes notificar nada por teléfono aunque me llames de la mismísima presidencia y solo un actuario o ejecutor plenamente identificados podría notificar que hay un proceso legal de este tipo en mi contra.

6.- AA: Lo vamos a embargar mañana (notificación de embargo).

RI:
 Primeramente, para que haya un embargo debí haber sido demandado y notificado conforme a derecho. Es decir que un ACTUARIO o un EJECUTOR debidamente identificados debieron entregarme mi cedula de notificación y copia de la demanda en mi contra y, si así lo dictaminó un juez, señalar en ese momento bienes a ser embargados. Las “notificaciones de embargo” enviadas por correo, dejadas bajo la puerta, por email o vía telefónica carecen por completo de valor legal.

img_5615

7.- AA: ¡Le vamos a hacer ruptura de cerraduras, haremos uso de la fuerza pública y embargaremos sino está con el testimonio de un vecino!

RI: Básicamente te daré la misma respuesta de arriba y solo añadiré que si intentas hacer cualquiera de estas cosas sin tener un mandato judicial bien fundamentado, el que se va a meter en muchos líos eres tú cobrador, pues estarías cometiendo una serie de delitos tales como: allanamiento de morada, daño en propiedad privada, intento de robo, usurpación de funciones públicas y profesionales entre otros.

8.- AA: ¡Lo vamos a acusar de fraude!

RI: El fraude se daría solamente si mediante un engaño a un tercero, abuso de confianza, dolo, simulación, etc. hubiera obtenido un beneficio. Cosa que no es así, pues he sido cliente de su banco por x tiempo y siempre pagué los préstamos que me otorgaron. Mi situación económica actual no es por decisión mía, simplemente mis ingresos bajaron por causas ajenas a mi control. Además, es obligación del acreedor el verificar que yo tenía la solvencia suficiente para poder pagar los préstamos que me dieron.

9.- AA: ¡Le vamos a cobrar a sus referencias!

RI: Eso es imposible, pues mis referencias jamás firmaron como avales de mis préstamos y por lo tanto no tienen ninguna obligación relacionada a mis deudas.

10.- AA: ¡Vamos a embargar en la casa donde saco el crédito aunque ya no viva usted ahí!

RI: Eso es imposible, pues las deudas son de las personas y no de los lugares que habitan o habitaron. Si estos bienes son propiedad legitima de un tercero: mis padres, hermanos, amigos, arrendadores, hipotecarias, etc, entonces simple y sencillamente no pueden ser embargados pues son -como ya dije- de un tercero que no tiene obligación alguna con mis deudas. No porque yo haya vivido ahí cuando saqué el crédito, pueden embargar a quienes ahora habitan ese lugar. Solo podrán embargar en el lugar que habito actualmente.

11.- AA: ¡Vamos a exhibir que es un deudor en toda su colonia y/o trabajo!

RI: En este caso estas cayendo en el delito de revelación de datos personales que protege el artículo 16 constitucional que señala: toda persona tiene derecho a la protección de sus datos personales. Ley de protección de datos personales en manos de terceros: Artículo 67.- Se impondrán de tres meses a tres años de prisión al que estando autorizado para tratar datos personales, con un fin de lucro difunda o publique por cualquier medio los datos personales de cualquier persona. Artículo 68.- Se sancionará con prisión de seis meses a cinco años al que, con el fin de alcanzar un lucro indebido, trate datos personales mediante el engaño, aprovechándose del error en que se encuentre el titular o la persona autorizada para transmitirlos. Artículo 69.- Tratándose de datos personales sensibles, las penas a que se refiere este Capítulo se duplicarán. Así que cuidadito.

12.- AA: Comuníqueme con su jefe para descontarle de su sueldo lo que debe.

RI: ¡Ay cobrador! Sí, estoy consciente que la SCJN dictaminó que mi sueldo puede ser embargado hasta en un 30% a partir del salario mínimo vigente, pero para que eso pase, primero tendría que ser demandado por mi acreedor y de ahí, existir la orden del juez. Tú no puedes solicitar esto nada más así.

IMG_5623

13.- AA: Su casa ha sido subastada anexo lista de las personas interesadas en su propiedad.

RI: Primero; el banco tendría que demandarme y yo ser notificado de acuerdo a lo que dice el art. 16 constitucional; de forma escrita y entregada por un representante del juzgado, es decir: un actuario o un ejecutor plenamente identificado como tal. Luego si mi casa tendría que estar a mi nombre, libre de gravamen, no superar hasta por tres veces el monto por el que me están demandando y no estar yo casado por bienes mancomunados (sociedad conyugal), se podría señalar como bien para embargo y luego, si soy vencido en juicio y no llegáramos a un acuerdo, entonces y solo entonces podría haber un remate de mi casa. Pero como no ha sido así pues… Estás diciendo cosas sin sentido.

14.- AA: ¡Le entrego este papel fotocopiado y mal hecho que dice que usted ya fue demandado por nosotros!

RI: Señor cobrador esto es fraude por simulación y se da cuando una persona realiza un acto o escrito judicial falso con el fin de engañar y aprovecharse de una persona para obtener un beneficio indebido, como lo haces aquí mediante un falso proceso judicial y cuidado, porque puedes irte hasta por 10 años a la cárcel.

15.-AA: ¡Le vamos a hacer una inspección ocular en su domicilio!

RI: Mira cobrador, eso que dices es del orden penal y mis deudas son de caracter puramente civil, pues el deber dinero no es un delito. La inspección ocular es una diligencia realizada por el Ministerio Público en la averiguación previa en la que dará fe de tener a la vista determinadas cosas o personas. Su objeto es acreditar el cuerpo del delito, esto es, los elementos objetivos externos. Por ejemplo, en un daño en propiedad ajena, se describe el objeto y las alteraciones que presenta. En este caso, al que le voy a hacer esa inspección es a ti si vienes a dañar mi casa con tus letreritos.

16.- AA: ¡Le vamos a hacer una inspección extrajudicial a su domicilio!

RI: Cobrador… Extrajudicial quiere decir que NO es un acto judicial, así que si deseas venir a ver mi casa, te espero con mucho gusto, con la patrulla lista para remitirte al MP y todo.

17.- AA: ¡Estoy grabando esta llamada y la usare como prueba en el juicio en su contra!

RI: ¡Uy cobrador! pues te deseo suerte, pues en México las llamadas telefónicas como elemento probatorio son admitidas solo en casos del orden penal y no civil (como es deber dinero al banco). Y aunque fuesen admitidas, se requiere de toda una serie de peritajes para comprobar su autenticidad.

18.- AA: ¡Lo voy a obligar a que pague o si no…!

RI: ¡Cuidadito cobrador! Esa es una amenaza y esta penada por el artículo 282 de nuestro código penal federal y te puedo meter hasta un año de prisión o que te impongan de 180 a 360 días multa, así que mejor abusado.

________________________________________________________

Estas son las amenazas más comunes de las que eres sujeto por estos cobradores que –sin saberlo- incurren en una serie de delitos que los pueden privar de la libertad y generar multas onerosas en su contra. Esta pequeña guía será actualizada conforme los malos cobradores ideen nuevas formas de intimidación.

OJO: recuerda que SÍ podría haber un proceso judicial mercantil por la deuda que tienes, pero solo tu ACREEDOR (El banco, la tienda comercial, la Financiera, etc), podría demandarte mercantilmente y pedir el embargo de bienes.

Los cobradores no pueden hacerte NADA.

Como siempre, aquí en Defensa Del Deudor, S. C. estamos para informarte, apoyarte y defenderte.

Saludos.

Si las deudas se han convertido en un problema en tu vida, contáctanos, podemos ayudarte.

Defensa Del Deudor, SC.

contacto@dddmx.org

(0155) 5594 5514, 5594 5453 y 5594 5491

www.defensadeldeudor.org

cobranzatel3_630x300

 

Reglas que tienen que respetar los despachos de cobranza

Con el propósito de poner fin a las malas prácticas que realizan los despachos de cobranza, la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) publicó este martes en el Diario Oficial de la Federación (DOF) las reglas de operación de los despachos.

Aquí te presentamos 8 de las más importantes:

• Los despachos sólo podrán comunicarse o presentarse en un horario de 7:00 a 22:00 horas, de acuerdo a los husos horarios en que se encuentre el deudor.

• Ya no podrán “utilizar nombres o denominaciones que se asemejen a las de instituciones públicas”.

• Tampoco podrán utilizar números de teléfono que aparezcan en el identificador de llamadas como “confidencial“, “oculto“, “privado” o con cualquier otra expresión o denominación semejante que imposibilite su identificación.

• Los cobradores tienen prohibido “amenazar, ofender o intimidar al deudor, sus familiares, compañeros de trabajo o cualquier otra persona que no tenga relación con la deuda”.

• Las entidades financieras deberán supervisar las actividades de cobranza de los despachos que contraten, además de poner a disposición de sus clientes los datos para que los puedan identificar y localizar.

• En el primer contacto con el deudor, los despachos de cobranza deberán informar “nombre, denominación o razón social del despacho de cobranza y de la persona encargada de realizar dicha actividad; domicilio, número telefónico y nombre de las personas responsables de la cobranza; entidad financiera que otorgó el crédito, préstamo o financiamiento de que se trate; contrato u operación motivo de la deuda en que se basa la acción de cobranza; monto del adeudo y fecha de cálculo; condiciones para liquidar el adeudo; domicilio, correo electrónico y número telefónico de la unidad administrativa de la entidad financiera que recibirá las quejas por malas prácticas de cobranza”.

• Las entidades financieras deberán informar trimestralmente a la Condusef el número de quejas relacionadas con la gestión de los despachos de cobranza.

• Quienes consideren que sus derechos han sido vulnerados podrán presentar una queja vía electrónica contra la entidad financiera a través del Registro de Despacho de Cobranza (Redeco).

Las disposiciones entrarán en vigor mañana y las entidades financieras tendrán 90 días para dar cumplimiento a las obligaciones establecidas por la Condusef.

¡Cuidado con los fraudes en tarjetas de crédito!

recorte620_fraude_telefono_02

Así pasa:

1.- Recibes una llamada de un número que no te es familiar o no está en tus contactos.

2.- Tu interlocutor te habla de manera familiar, o sea, te llama por tu nombre.

3.- La persona al otro lado del teléfono se identifica como empleado del “Comité de Premiación”.

4.- Te comenta que por haber usado Visa o Master Card, ganaste un premio; una cámara digital, un reproductor MP3, un reproductor de DVD, un viaje o un monedero electrónico.

5.- Te dicen que el premio solamente lo puedes recoger hoy o a más tardar mañana.

6.- La hora a la que debes acudir por tu premio generalmente es por la tarde.

7.- La persona que te comunica esa noticia te da un folio.

8.- Te proporcionan un número telefónico distinto del que te están llamando, por si olvidas el mentado folio que te sirve para recoger tu premio.

9.- Te citan en unas oficinas, un hotel, o un restaurante.

10.- Te piden llevar contigo tu identificación oficial y la tarjeta de crédito o débito,  para corroborar que eres el afortunado ganador.

¿Te ha pasado?

Lamentablemente si tu respuesta es afirmativa, fuiste víctima de una FRAUDE con tarjetas de crédito.

Gracias a las denuncias de miles de ciudadanos en nuestro portal de Internet (www.defensadeldeudor.org), hemos logrado identificar el MODUS OPERANDI de estos rufianes que sistemáticamente se dedican a defraudar a las personas asegurándoles que se han ganado un premio por usar sus tarjetas de crédito o débito.

Los denunciantes refieren que quienes comunican la noticia del premio a los usuarios de tarjetas de crédito Visa o Master Card, dicen pertenecer a Grupo Viva México, o a Puntos Premia, o a Conoce México, o a Corporativo BM. El usuario de nuestro sitio que inició la denuncia recibió la llamada de Copromex.

Las denuncias provienen a lo largo y ancho del territorio nacional. Algunos de los hoteles a donde citan a los ganadores son: Radison Flamingos, Baeza Paraíso (Tabasco), Terranova (Coatzacoalcos, Veracruz), Los Olivos (Oaxaca, Oaxaca), Fiesta Inn (Centro Comercial Plaza Las Américas, Ecatepec, Estado de México), Crowne Plaza y Grand Plaza (Tlalnepantla, Estado de México), Ragazzi (San Jerónimo, DF).

En varias denuncias aparece la misma dirección: Av. Insurgentes Sur, #476, 5to Piso, Despacho 501, colonia Roma, delegación Cuauhtémoc, a una cuadra del metro Chilpancingo. En esa dirección los denunciantes refieren que les han pedido dirigirse con Silvia Centeno o Francisco González. Los números telefónicos que han posteado los denunciantes en nuestro sitio son: 8995 9630, 8995 8856, 8995 9623, 8995 9438, y 8995 8849.

Otro par de direcciones que nos refieren nuestros usuarios son: Calle Bajío #360 Piso 10 colonia Hipódromo Condesa; en esta dirección los números identificados son 5243 8820, 5243 9069, 5243 3130, 5243 8961, 5672 7704, 5672 7584. La otra es en Insurgentes Sur #619 5to Piso Despacho 502 colonia Nápoles, delegación Benito Juárez; el número es el 2789 4243. Otros denunciantes refieren que los citaron en City Express Ángel (Av. Paseo de la Reforma, DF), Century (Zona Rosa, DF), en un Potzolcally y un Sanborns.

En México supuestamente hay normatividad para el manejo de bancos de datos, precisamente para evitar los abusos de empresas que almacenan información. El punto es que con esa ley, los usuarios pueden proteger su privacidad y negarse a proporcionar datos que no son necesarios. También se puede rectificar o eliminar datos que el usuario ya ha proporcionado. Y muy importante, se supone se puede castigar a quien recabe o transfiera datos personales sin el consentimiento del titular.

Esa normatividad, Ley de Protección de Datos Personales, define al usuario como poseedor de sus datos y las empresas tienen que garantizar el tratamiento de su información. Por tanto, las empresas que manejan bancos de datos, deben esforzarse en cuidar la información y evitar las malas prácticas como robo o intercambio de datos.

Pero casos como el de estas prácticas fraudulentas de premios que impunemente se dan en nuestro país, nos hacen ver que la ley no es el mejor instrumento para proteger la identidad de las personas, sus datos. En México gobierna la impunidad y la venta o robo de información personal de manera corriente, siendo los usuarios de tarjetas de crédito o débito las víctimas de bandas de extorsionadores que operan debido a un hueco legal que no tipifica sus actividades como ilícitas.

Desgraciadamente, estas prácticas ni siquiera son un fraude o delito, sin embargo, el hecho de que manejen información confidencial de los clientes de tarjetas, debería bastar para incriminar a quienes se dedican a estas ilícitas actividades. Sin embargo, el poder está en los ciudadanos; te pedimos que no calles, denuncies y proporciones lo más completo que se pueda, la información de estas prácticas gangsteriles, para así ayudar a que muchos mexicanos no caigan en los enredos de estas mafias de defraudadores.

Y recuerda que si tú, ya no puedes pagar tus deudas, nosotros tenemos una solución para tu problema: www.defensadeldeudor.org

(0155) 5594 5514, 5594 5453 y 5594 5491