Defensa Del Deudor, S. C.

¡Ya no puedo pagar mi crédito INFONAVIT! ¿Qué hago?

120515a7182822a

Si perdiste tu empleo, tu ingreso mensual disminuyó o te enfermaste, y te estás atrasando con tu crédito del Infonavit, no te preocupes, éstas son algunas opciones que tiene la institución para sus beneficiarios.

Pérdida de empleo

Desde 2007, todos los créditos Infonavit cuentan con un seguro de desempleo que cubre el pago de seis mensualidades, aunque ojo, existen dos esquemas y debes saber cuál es que te corresponde.

Prórroga

Llegar a la etapa de las prórrogas no es del todo agradable, si bien el instituto no te exigirá el pago de la mensualidad, tu crédito causará intereses y, en consecuencia, tu deuda crecerá y el plazo de pago se alargará.

Siempre es recomendable utilizar primero el seguro de desempleo al que tengas derecho, sin embargo, si tu crédito es anterior a 2007, si ya utilizaste el beneficio, aun no tienes un nuevo empleo y tampoco tienes forma de pagar tus mensualidades de forma directa, es tu mejor opción.

Para solicitar la prórroga del Infonavit sólo debes confirmar por escrito que aceptas los términos y condiciones del acuerdo. Esto debes hacerlo ante el Infonavit por medio de una carta que te dará tu asesor de cobranza. Antes de formalizar una prórroga analiza las ventajas y considera el impacto. Considera que podrás utilizarla hasta por 12 meses continuos y en dos ocasiones a lo largo de la vida del crédito.

Mediación

Los acuerdos con mediación son una alternativa pacífica, imparcial, voluntaria, confidencial y neutral, en la que cuentas con un mediador que estará presente en la negociación con el Infonavit, su tarea es facilitar la comunicación para encontrar una solución al pago de tu crédito, buscando en todo momento que el acuerdo sea ágil, transparente y voluntario para ambas partes.

El mediador es un profesional certificado por el Poder Judicial del estado, si acudes con él, tienes la ventaja de acortar el tiempo de trámites en la gestión de tu problema, economizas los costos financieros y emocionales que esto implica y evitas el desgaste de iniciar procesos jurisdiccionales al llegar a un acuerdo amigable.

Esta opción está disponible para cualquier acreditado que tenga un problema de pago con su crédito Infonavit, para solicitarlo acude a cualquier centro de servicio Infonavit. La mediación demuestra tu buena fe, pero considera que si hoy no puedes pagar, probablemente no lo podrás hacer en el futuro porque tu deuda va a seguir aumentando. Mediar sólo te puede hacer ganar tiempo pero no resuelve el problema de raíz.

Sustitución de pasivo: obtener un crédito bancario para pagar

No cualquier crédito con Infonavit es candidato a sustituirse por uno bancario. El proceso es sencillo, siempre y cuando estés al corriente en tus pagos con Infonavit en los 12 meses anteriores de iniciar el proceso de sustitución, puedas acreditar ingresos constantes y suficientes, y tengas un buen historial crediticio.

De esa forma, el banco te otorgará un nuevo crédito hipotecario que te servirá para pagar el otorgado por el Infonavit y así tendrás mejores condiciones de crédito porque

tu nueva hipoteca será en pesos y podrás olvidarte de los aumentos de cada principio de año. Pagarás en cada mensualidad más capital y tanto tu mensualidad, como tu tasa de interés serán fijas. Te recomendamos contactar a un broker hipotecario para que te asesore en el cambio.

Finalmente, procura que tu nuevo crédito hipotecario sea contratado a 15 años como máximo para lograr que pagues (amortices) más capital de lo que hiciste con tu crédito Infonavit.

Vender la casa actual para saldar tu adeudo

Cuando ya no puedes seguir pagando tus mensualidades pero no quieres incumplir con tus obligaciones y quieres rescatar parte del valor de la casa, es recomendable que pongas tu casa a la venta.

Si la has mantenido de forma adecuada, es muy probable que haya incrementado su valor y eso significa que tienes algo de capital por recuperar. Para saber si esto es lo que te conviene, haz el siguiente ejercicio:

Calcula tu deuda actual de la hipoteca Infonavit revisando tu más reciente estado de cuenta. Investiga  cuánto vale tu casa, pregunta a tus vecinos en cuánto han vendido casas similares a la tuya. Al valor del avalúo réstale tu deuda y, si el resultado es positivo, quiere decir que tienes capital todavía en la casa por lo que si la vendes podrás pagar completamente tu crédito y tendrás algo de dinero sobrante.

IMG_5623

Dación en pago: regresar la casa

Esta opción es para la persona que no puede obtener un crédito nuevo que sustituya al del Infonavit debido a problemas con el buró de crédito, no tiene capital en el valor de su casa (debe más de lo que vale la casa) o definitivamente no tiene forma de cubrir sus mensualidades.

La dación en pago es una forma legal de extinguir las obligaciones que debes cumplir, implica dar en pago algo distinto a lo que habíamos acordado. En este caso, habías acordado pagar dinero a una tasa en un plazo y en lugar de hacer eso, entregarás la casa para pagar (liquidar) la deuda.

Para llevarla a cabo debes acercarte a la oficina regional más cercana y explicar por escrito porqué ya no puedes pagar tu crédito y que deseas entregar la casa en pago para que no se sigan generando intereses. Abandonar la casa no es una opción.

Hay pocos errores financieros más graves que dejar de pagar tu crédito hipotecario por lo que implica a nivel personal y, sobre todo, por el mensaje que mandas a las instituciones de crédito.

Todo tiene solución, aunque en ocasiones el remedio no sea de todo tu agrado. Analiza tu situación, toma una decisión pensando no sólo en si todavía te alcanza para pagar hoy, sino en lo que es mejor  para ti y tu familia.

img_5615

Es importante que sepas lo que debes hacer:

Conoce las opciones:

1. Pagar tu mensualidad

Cubre tu mensualidad en tiempo y forma. Conoce los lugares para pagar.

2. Aplicar el Fondo de Protección de Pagos

Al realizar el pago de un porcentaje determinado de tu mensualidad, se aplicará este beneficio. Puedes usar este apoyo hasta por 6 meses y cada 5 años.

Para solicitarlo:

  • Confirma que tu crédito fue contratado a partir del 2009, y que tuviste relación laboral al menos 6 meses para haber aportado al fondo.
  • Debes tener un mes de desempleo, siempre que no haya sido por pensión, jubilación, incapacidad o invalidez.
  • Entra a Mi Cuenta Infonavit, en la opción Saldos y Movimientos y consulta cuál es el monto que debes pagar para que se aplique tu fondo.
  • Haz tu pago correspondiente.

Consulta los lineamientos del Fondo de Protección de Pagos.

3. Prórroga parcial

Haz un pago mensual de por lo menos $835.00 durante máximo 6 meses. Ten en cuenta que el Infonavit absorbe el 50% de los intereses que no pagues y el otro 50% de intereses se acumulan a tu crédito.

4. Prórroga total

Si no utilizas alguno de los apoyos anteriores, se aplicará tu prórroga total en un plazo no mayor a 4 meses. Considera que el 100% de los intereses de este periodo se acumularán y, por consiguiente, el plazo de pago aumentará.

Tienes derecho a este apoyo hasta un máximo de 12 meses consecutivos y hasta 24 durante la vida del crédito.

Importante

  • Cada mes puedes decidir cuál de estas opciones es la que más te conviene.
  • Consulta los lineamientos del Fondo de Protección de Pagos.
  • En cuanto al uso de tu prórroga, recuerda que ésta no se activará de forma inmediata al no realizar el pago tu mensualidad; esto con la finalidad de darte la oportunidad que puedas hacer algún pago y evitar que el monto de tu saldo se incremente con la aplicación de la prórroga.

refinancemistakesmain

________________________________________________

Si las deudas se han convertido en un problema en tu vida, contáctanos, podemos ayudarte.

Defensa Del Deudor, SC.

contacto@dddmx.org

(0155) 5594 5514, 5594 5453 y 5594 5491

www.defensadeldeudor.org

Video: ¿Qué es Defensa Del Deudor?

Programas de radio de asesoría en vivo, lunes 3 pm y jueves 9 pm: www.radioddd.org

 

¿Me pueden demandar por no pagar mi tarjeta de crédito?

¿Me pueden embargar por no pagar?

ser-autonomo-y-cobrar-el-paro

Ahora mismo ya te resulta muy complicado seguir pagando tus tarjetas de crédito. Estás preocupado, no sabes qué puede llegar a pasar… ¡Pero no hay de otra! La realidad es que por pérdida del empleo, bajas ventas, enfermedad, etcétera, el ya no poder pagarle al banco es una posibilidad cada vez más grande, así que…

¿Qué me puede pasar si no le pago al banco?

Esta es la principal pregunta que se hace una persona que está a punto de dejar de pagar sus tarjetas de crédito o un préstamo personal. Primeramente, debemos dejar muy en claro que no importa cuanto debas, ni a que banco o tienda departamental le debas, por deudas de carácter civil no puedes ir a la cárcel. Básicamente el banco podría demandar mercantilmente y embargar al deudor si este no le paga, pero existen diversos factores que debemos contemplar.

Realidades y mitos.

En Internet existen diversos mitos, supuestamente, como no se firma un pagaré, el banco no tiene elementos probatorios para poder demandar a una persona que ya no puede pagar su deuda. Esto es pensar de una forma un poco ilusa, suponer que instituciones con más de 100 años (en algunos casos) de existencia podrían cometer un error tan fundamental como el no tener bases legales para recuperar eficientemente el dinero que presta, resulta poco coherente. Debemos comprender que un pagaré, es solo uno de los múltiples títulos ejecutivos de crédito que existen y al contratar un crédito no es necesario firmar uno para estar obligado a pagar, ya que, el estado de cuenta bancario y/o el contrato de apertura de crédito por si mismos son títulos ejecutivos de crédito con exactamente el mismo valor legal que tiene el pagaré. Esto de acuerdo al Art. 68 de la LEY DE INSTITUCIONES DE CREDITO en el TITULO TERCERO DE LAS OPERACIONES, CAPITULO III DE LAS OPERACIONES ACTIVAS dice:

ARTICULO 68

LOS CONTRATOS O LAS POLIZAS EN LOS QUE, EN SU CASO, SE HAGAN CONSTAR LOS CREDITOS QUE OTORGUEN LAS INSTITUCIONES DE CREDITO, JUNTO CON LOS ESTADOS DE CUENTA CERTIFICADOS POR EL CONTADOR FACULTADO POR LA INSTITUCION DE CREDITO ACREEDORA, SERAN TITULOS EJECUTIVOS, SIN NECESIDAD DE RECONOCIMIENTO DE FIRMA NI DE OTRO REQUISITO. 

IMG_5623

EL ESTADO DE CUENTA CERTIFICADO POR EL CONTADOR A QUE SE REFIERE ESTE ARTICULO, HARA FE, SALVO PRUEBA EN CONTRARIO, EN LOS JUICIOS RESPECTIVOS PARA LA FIJACION DE LOS SALDOS RESULTANTES A CARGO DE LOS ACREDITADOS O DE LOS MUTUATARIOS, EN TODOS LOS CASOS EN QUE POR ESTABLECERSE ASI EN EL CONTRATO:

Link aquí

REFORMA FINANCIERA

Además, debemos añadir la facilidad que le ha sido otorgada a los bancos y tiendas departamentales para ejecutar los juicios de forma más rápida y expedita, esto gracias a la REFORMA FINANCIERA recientemente aprobada, de la cual hablamos ampliamente en esta guía: Clic aquí

DEL EMBARGO DEL SUELDO

De igual forma, el pasado 26 de marzo del 2015, la Suprema Corte de Justicia de la Nación, aprobó un dictamen en relación al embargo del salario. De este tema tan importante hablamos en esta otra guía: Clic aquí

DEMANDAS A LA ALZA

Tan solo en ese año, los procesos judiciales mercantiles en contra de deudores de tarjetas de crédito y préstamos personales han tenido un incremento del 30% Clic aquí

Si alguien te recomienda: “no pagar porque no pasa nada”, pídele que te lo ponga por escrito, para que se haga responsable de ti y de tus bienes en caso de que no sea como te dice (10 de 10 veces no querrán hacerlo).

img_5615

¿Entonces me van a demandar?

La respuesta a esa pregunta es un: “Depende”. Depende de como sea manejado tu asunto y de como se maneje la comunicación con tu acreedor y los despachos de cobranza que lo representan. También, factores como el tipo de acreedor, monto adeudado y tiempo que se lleve sin pagar son cuestiones muy importantes que deben contemplarse. Lee más aquí

¿Entonces sí hay una solución?

Durante 2013 la banca múltiple demandó mercantilmente -aproximadamente- a 1 de cada 380 deudores de tarjeta de crédito o préstamos personales que ya no pudieron pagar este tipo de compromisos financieros (fuente: búho legal). Esto nos da una idea del riesgo que implica dejar de pagar este tipo de deudas, el cual podemos considerar como moderado, ya que la realidad es que aunque el banco (u otro acreedor) sí puede proceder legalmente en contra de cualquier persona que no pueda pagar sus deudas, el acreedor ya sea un banco o una tienda departamental, siempre preferirá llegar a un arreglo mucho antes de entablar procesos judiciales en contra de un deudor, todo está en saber llevar bien el estatus de morosidad en el que el deudor se encuentre, hacer un estudio de niveles de riesgo en relación a los montos adeudados, tipos de acreedores, capacidad de ahorro y tiempo aproximado para que el deudor pueda liquidar sus deudas, ya sea por medio de reestructuras o por medio de quitas o descuentos.

Lee: ¿Por qué se han incrementado las demandas vs deudores?

Así las cosas, es 100% seguro que si no pagas una deuda, podrían pasar una de estas 3 cosas:

  1. Que el banco demande mercantilmente.
  2. Que el banco deduza la deuda fiscalmente como incobrable (lo que te generaría una carga fiscal): Leer más
  3. Que el banco le venda tu cuenta a un tercero: leer más

Podrían pasar meses o muchos años, pero ten plena seguridad de que seguro, pasarán una de estas 3 cosas.

Lo realmente importante es primero, conocer los alcances legales que implica el dejar de pagar una deuda de este tipo y segundo, que sepas que sí hay una solución y que sí podrás acabar con tus deudas de forma segura. Basta con seguir una estrategia bien definida.

despachos-de-cobranza

________________________________________________

Si las deudas se han convertido en un problema en tu vida, contáctanos, podemos ayudarte.

Defensa Del Deudor, SC.

contacto@dddmx.org

(0155) 4440 0690, 8464 3885, 8464 4900

www.defensadeldeudor.org

Video: ¿Qué es Defensa Del Deudor?

Programas de radio de asesoría en vivo, lunes 3 pm y jueves 9 pm: www.radioddd.org

¿COMO ACABAR CON LAS DEUDAS? (Tarjetas de crédito y préstamos personales)

Tus deudas comienzan a multiplicarse, te has atrasado con tus pagos, sólo pagas el mínimo de tus tarjetas y es porque tuviste una disminución severa en tus ingresos (pérdida de empleo, bajas ventas, te quitaron comisiones, etc), pero no te preocupes, existe una solución viable dependiendo de tu caso, para que puedas liquidar tus deudas.

Imagen

El primer paso antes que nada, es hacer cuentas. Saber exactamente cuanto debemos, cuanto es lo que ganamos, cuanto gastamos y ver en que podemos ahorrar. Ante esta situación de evidente emergencia financiera, tratar de eliminar el gasto hormiga y cualquier fuga de capital es vital para alcanzar nuestro objetivo en el menor tiempo posible. Escucha lo que platicamos con el periódico EL UNIVERSAL al respecto: aquí

¿En qué nivel de morosidad estás?

Antes que nada, obtén tu reporte en el buró de crédito

El buró de crédito tiene mala fama, pero con base en mitos. El buró no castiga ni niega créditos, sólo es una base de datos donde se refleja información muy importante respecto a tus créditos y como vas con tus pagos en ellos. Ahí puedes saber cuanto debes, si tu deuda ya fue vendida a un tercero e incluso, si ya existe una demanda en tu contra. El reporte es gratuito una vez al año y lo puedes obtener a través de internet. Más detalles Aquí

NIVELES DE MOROSIDAD

  • Nivel 1 (bajo). Menos de 90 días de atraso. Aquí la recomendación es acercarte a tu acreedor y solicitar un plan personal de pagos o una reestructura. (OJO: no se trata de aceptar lo que te ofrezcan. Analiza bien la propuesta y ve si vas a poder pagar y si te conviene).
  • Nivel 2 (medio). Más 91 días y menos de 6 meses sin pagar. Ya no será posible reestructurar la deuda, en este caso se podrá buscar una quita (un descuento) o bien, ahorrar para pagar el total acumulado para ese momento, recuerda: el pago lo tienes que hacer en una sola exhibición, pero si pagas con quita, podemos lograr que pagues con una cantidad mucho menor a la que debes.
  • Nivel 3 (alto). Entre 6 meses y 2 años sin pagar. En este caso, el riesgo de demanda aumenta, pero también las opciones de negociación con tu acreedor. En este momento, se podrá negociar alguna oferta para que se pueda liquidar la deuda. No te preocupes, podemos ayudarte a no llegar a juicio y que tengas más tiempo para ahorrar y negociar la deuda.

IMPORTANTE: Si ya estás “sacando de una tarjeta para pagar otra”, buscando préstamos para pagar deudas o empeñando tus cosas, ¡ALTO! Hacer un hoyo para tapar otro solo te hundirá más.

NIVEL DE RIESGO DE DEMANDA: Es muy importante que sepas que tan alto es tu riesgo de ser demandado judicialmente. En el siguiente enlace encontrarás información importante al respecto: Clic aquí

SALIDAS FALSAS:

Pagar deudas nuevas con deudas viejas…

¡No! esa no es una solución. La mayoría de las personas que llegan a nuestra organización, tenían de entrada deudas muy manejables, pero cometieron el error de sacar créditos para pagar créditos, y al final, no pudieron pagar ni unos ni otros.

Que un banco “absorba tu deuda”

Solo sería conveniente si la tasa de interés que te manejan, es menor que la que tienes actualmente, además, que las mensualidades a pagar estén dentro de tus posibilidades. Aquí el problema es que debes tener un EXCELENTE HISTORIAL CREDITICIO para que el banco tome el riesgo de absorber tu deuda y que ahora les debas a ellos. Cuestión casi imposible para la mayoría de los deudores en estatus de morosidad.

Préstamos milagro

¿Te ofrecen un préstamo con bajas tasas de interés? ¿Sin revisar buró de crédito? ¿sin aval? ¿con muy cómodas mensualidades”? ¡Huye! Seguro te van a pedir un pago por adelantado y JAMÁS, verás un centavo de ese “maravilloso préstamo”. lee todo aquí

“Me ofrecen borrar mi mal historial en el buró pagando una $$$”

Ja y más ja. Solo te van a sacar dinero. NADIE puede eliminar un registro negativo en el buró de crédito de esa forma. No cometas más errores. Lee todo aquí

SOLUCIONES REALES:

Como ya mencionamos arriba, de entrada existen para los clientes dos opciones para solucionar una condición de morosidad: reestructurar o negociar una quita (un descuento en la deuda). La conveniencia de cada una dependerá del monto de la deuda, el flujo de efectivo del deudor y el tiempo que se lleve sin pagar la deuda.

Desde el primer día de atraso el banco buscará que el cliente se regularice. Lo llamará por teléfono para acordar simplemente que se ponga al corriente.

IMG_5623

Posteriormente vendrá la cobranza externa o extrajudicial. Es importante señalar que esta cobranza no tiene ningún tipo de alcance legal, aunque muchas veces los cobradores amenacen al deudor con “cárcel”, “embargos” y otras cuestiones. Ellos (los cobradores), legalmente no tienen poder de hacerle nada al deudor. Lee: La guía anti despachos

Solo el acreedor directamente podrá dar inicio a un proceso legal para recuperar su dinero a través de un bufete de abogados (que no es lo mismo que un despacho de cobranza), pero es un riesgo que se puede controlar y manejar en base a una estrategia adecuada y bien llevada. De esto hablamos para el periódico EL UNIVERSAL: aquí

¿Cual es la mejor opción para pagar mis deudas?

Eso depende directamente del tiempo que se lleve sin pagar y de tu capacidad de pago. Si aún no se cae en mora legal (menos de 90 días desde el último pago), se podrá buscar reestructurar nuestra deuda por medio de un plan personal de pagos. En caso de llevar ya más de 91 días sin pagar, estaremos entonces en mora legal y ya no podrá ser posible llegar a un acuerdo para reestructurar nuestra deuda. El mejor camino en estos casos es buscar una quita. Lee el reportaje donde hablamos respecto a la quita: aquí

Negociar una reestructura (Menos de 90 días de atraso)

Significa que el banco cancelará la deuda y generará un nuevo contrato con otras condiciones.  Se toma toda la deuda se calcula una amortización que incluye capital e intereses y se divide en pagos fijos. El tiempo depende de la liquidez del cliente, puede ser a 12, 18, 24 y hasta 60 meses.

Con la reestructura el producto de crédito original se cancela y el cliente debe firmar un nuevo contrato para abrir un nuevo producto. Es importante señalar, que dependiendo del plazo de tiempo, el monto adeudado final podría subir a más del doble de la deuda original. Aquí puedes encontrar nuestra calculadora de reestructuras y así hacer una proyección de que tanto podría subir tu deuda en base a la misma.

Otro problema que presenta la reestructura, es que muchas veces el deudor tiene múltiples deudas con este y con otros acreedores, lo que imposibilitaría el poder pagar todas esas deudas reestructuradas, esto por la muy baja capacidad de pago que presenta el deudor en estos momentos.

Negociar una quita (Más de 91 días de atraso)

Cuando el endeudamiento es severo con más de seis meses de atrasos el cliente por medio de su representante, o él mismo directamente, puede negociar con el banco una quita o descuento en la deuda. Pero el deudor debe estar consciente de que esta opción implica generar una nota regular en su historial ante el buró de crédito, lo cual limitará la posibilidad de tener un préstamo de alguna institución. La quita la puede proponer el cliente o su representante legal, el banco o los despachos de cobranza, comisionados por los bancos para recuperar su cartera vencida.

La gran ventaja de la quita, es que (dependiendo del tipo de acreedor), se podrán negociar descuentos de hasta un 90% directamente sobre el monto adeudado, el problema se presenta en lo complicado de la negociación y en los riesgos legales que conlleva el dejar de pagar por un tiempo nuestra deuda.

Dificultades y riesgos de la quita

Por lo tanto, lograr un descuento no es sencillo. Al banco no le conviene puesto que no es un negocio tan atractivo que el que se le deba un crédito con una tasa de interés alta. Por ello es recomendable buscar asesoría legal y financiera para poder negociar con el banco.

Además (como comentábamos arriba), el tiempo es un factor que complica aún más todo, ya que para el deudor, incluso reunir el dinero necesario para negociar sus deudas por medio de quitas le puede llevar varios meses y eso implica un riesgo que puede ser de “bajo” a “elevado”, de que el acreedor o los acreedores decidan proceder legalmente en contra del deudor.

En esta guía, encontrarás los factores de riesgo que implica deberle a los principales acreedores del país, en relación al monto adeudado y a su agresividad en ese sentido (entre otra información relevante): Clic aquí

Otra cuestión que eleva aún más el riesgo para el deudor, son los cambios legales derivados de la Reforma Financiera y del dictamen de la Suprema Corte de Justicia en relación al embargo de sueldos: Aquí y aquí

Aún así, la quita puede ser la mejor opción (tomando las medidas precautoriamente legales necesarias)

Con una estrategia bien diseñada, ese riesgo se puede mantener bajo control y así, evitar cualquier problema legal mientras se logra negociar con nuestro acreedor.

Si el banco o despacho de cobranza aceptó algún descuento en su deuda, todo debe quedar plasmado por escrito. Siempre respaldado toda negociación por medio de una carta convenio que establezca el monto de la deuda con descuento, tiempos, fechas, etcétera.

En este artículo en el que hablamos para el periódico EL ECONOMISTA, podrás saber más al respecto: Blinde sus pagos con una carta convenio.

Es muy importante no tomar la negociación a la ligera, pues 7 de cada 10 ofrecimientos para liquidar una deuda por medio de una quita ofrecidos por despachos de cobranza e incluso por el mismo acreedor, son falsos. El cobrador buscará obtener sus comisiones y cumplir con sus metas mensuales a cualquier costo, y muchas veces “inventan” descuentos para engañar al deudor y así lograr que este haga un pago sobre su deuda, el cual será para cubrir únicamente intereses y muy poco del capital.

Hablamos de esto para el periódico especialista en finanzas EL ECONOMISTA, hablamos de este tema: Clic aquí

Por eso es muy importante seguir al pie de la letra el ABC de la negociación:

Imagen

Para saber más lee: ¿Cómo hacer una negociación correctamente?

DEJA EL ASUNTO EN MANOS EXPERTAS

TÚ, no tienes que atravesar este proceso solo. Tenemos más de 10 años de experiencia en estos temas y más de 50,000 personas han salido de deudas con nuestra ayuda profesional. Un asesor de nuestra organización, especialista en la materia, puede evaluar tu situación, responder tus preguntas, examinar cuáles son tus opciones, priorizar tus deudas y ayudarte a preparar la mejor estrategia para que puedas liquidar todas y cada una de tus deudas. Sin juicios, sin embargos, y sin riesgos.

deudas

________________________________________________

Si las deudas se han convertido en un problema en tu vida, contáctanos, podemos ayudarte.

Defensa Del Deudor, SC.

contacto@dddmx.org

(0155) 4440 0690, 8464 3885, 8464 4900

www.defensadeldeudor.org

Video: ¿Qué es Defensa Del Deudor?

Programas de radio de asesoría en vivo, lunes 3 pm y jueves 9 pm: www.radioddd.org

¿Cómo salir de Deudas?

¡Quiero pagar mis deudas!

Si tu economía ya es muy complicada y ya no puedes pagar ni los mínimos de tus deudas cada mes, entonces ya una reestructura de tu deuda no es una opción. Ante este tipo de situaciones lo que buscaremos será una Quita mediante la cual, podrás liquidar tus deudas con una fracción del monto total.

Aquí, los pasos básicos para que puedas resolver este tipo de problemas.

Ve este video:

Como podrás ver, la información es pieza clave.

A continuación, algunos enlaces con información más detallada sobre el tema:

¿Cómo funciona nuestra estrategia?

¿Cómo negociar correctamente?

Todo sobre las demandas y los embargos.

¿Estás listo para acabar con tus deudas? Llama a nuestras oficinas, un asesor te ayudará a resolver todas tus dudas y te dirá la mejor forma de que salgas de deudas de acuerdo a tu caso particular: (0155) 5594 5453